¿Por qué fracasan los propósitos de año nuevo?

Propositos_de_año_nuevo

¿Sabías que según algunos estudios, la mayoría de personas hoy vivirán su día más triste del año?

Porquefracasanmispropositos

 

El tercer lunes de enero es conocido en varios países como el Blue Monday.

Este día fue descrito como el más deprimente del año por el psicólogo Cliff Arnall, quien hizo el cálculo teniendo en cuenta variables como:

  •  El clima (días con pocas horas de luz, fríos y grises).
  • La situación económica (sufriendo la cuesta de enero después del derroche típico de las fiestas navideñas).
  • Y sabiendo que pasadas las primeras semanas del año, la mayoría de personas ya han fracasado en sus propósitos de año nuevo.

Sea matemáticamente demostrable o no, lo cierto es que estadísticamente a día de hoy, un 80% de los propósitos de año nuevo ya han sido abandonados y el 92% de las personas llegará a fin de año sin haberlos conseguido.

 

Con tener una ilusión no es suficiente

 

Para mucha gente el cambio de año supone una buena oportunidad para hacer borrón y cuenta nueva y fijarse nuevos proyectos y es normal, 365 días llenos de nuevas oportunidades animan a cualquiera.

Pero de nada sirve tener una enorme lista de propósitos si no hacemos nada para acercarnos a ellos.

No hay ningún logro que se consiga sin tomar acción, así que para tener éxito necesitaremos primero definir qué queremos para planear posteriormente cómo llegaremos hasta allí.

O dicho de otra manera, una vez definidos tus objetivos de forma correcta, necesitarás un plan.  Soñar a lo grande en todo aquello que quieres conseguir y dejar de lado qué dirección debes seguir para lograrlo es como salir de viaje sin saber cómo se llega a tu destino, ¿qué probabilidades tienes de llegar por casualidad?

 

Sé mi destino, tengo un mapa y acabo de quedarme sin gasolina

 

Si ya has definido correctamente tus objetivos y has trazado un plan que te va a llevar pasito a pasito hacia ellos, no puedes dejar de lado la energía y motivación que necesitarás para conseguir tus metas a medio-largo plazo.

La motivación inmediata o a corto plazo es aquella que experimentas por ejemplo tras asistir a una conferencia inspiradora.  Nos embarga una sensación pasajera de máxima ilusión y dedicación que nos permite alcanzar resultados rápidamente, siempre que sean tareas que no vayan más allá de 2-3 semanas.

Esto es algo que conocen muy bien las editoriales que lanzan fascículos coleccionables, lo primero que hacen es escoger estratégicamente el momento del lanzamiento:

 

  • Enero:  Pico de motivación debido a los propósitos de año nuevo, ¿los coleccionables que más se venden? Los de aprender idiomas, por ejemplo.
  • Septiembre:  Con el fin de las vacaciones y la vuelta a la rutina, el síndrome post-vacacional provoca que queramos hacer cosas nuevas que nos mantengan igual de ilusionados y motivados que durante las vacaciones.  En estas fechas los coleccionables para construir maquetas o aprender a hacer ganchillo son los más vendidos.

Pero la verdad es que la mayoría de colecciones, al igual que los propósitos de año nuevo, se abandonan pasadas dos o tres semanas.

 

Motivación a largo plazo

 

A estas alturas imagino que te estarás preguntando por qué otras personas parecen capaces de conseguir todo lo que se proponen y a ti te cuesta horrores el más mínimo logro.

Pues bien, además de fijar tus metas de forma adecuada y trazar un plan para alcanzarlas, es necesario ser constante.  Ya Neus…¿y eso cómo se consigue?

La motivación a largo plazo es algo que surge de nuestro interior y está fuertemente ligada con el sentimiento de autorrealización.

Cuanto más conectada estés con todo aquello que vas a sentir y experimentar  una vez conseguidos tus objetivos, más fácil te resultará mantenerte motivada a largo plazo.

Otra cosa que tampoco debes pasar por alto es la importancia del ambiente que te rodea.

La clave del éxito siempre viene de uno mismo, pero te va a ser mucho más difícil si no te rodeas de personas alineadas con aquello que quieres conseguir.

Metas y propósitos nos los podemos marcar en cualquier momento del año, así que si eres de esa amplia mayoría que a estas alturas ya ha dado por perdidos sus propósitos de año nuevo, ¿tienes claro cómo hacer para replanteártelos y conseguirlos de una vez por todas?

Tienes hasta el próximo 24 de Septiembre para participar en un vídeo-training gratuito centrado exclusivamente en ayudarte a reconocer los miedos y las creencias que mantienen tu vida bloqueada.

¿Te apetece que te ayude a descubrir las barreras mentales que te impiden avanzar en tu crecimiento personal?

RESERVA YA TU PLAZA haciendo click a continuación:

Training Gratuito Reserva Tu Plaza

About The Author

Neus Virgili

Licenciada en Psicología y madre de un niño. Sé por experiencia que la maternidad es un periodo vital muy intenso en el que florecen en nosotras sentimientos y emociones para los que nadie nos había preparado, pero se convierte también en una oportunidad única de desarrollo y crecimiento personal si sabemos darnos cuenta. Neus Virgili

4 Comments

  • leticia

    26 enero, 2014

    A mí justamente lo que me cuesta, es definir mi objetivo. SI lo tuviera claro, la parte del como llevarlo a cabo no me sería tan difícil…

    • Neus Virgili

      27 enero, 2014

      ¡Hola Leticia! Bien, eres consciente de que te cuesta, eso es bueno, ¿sabes qué es lo que está impidiendo que los definas? ¿Cuál es el mayor problema con el que te estás encontrando?

  • Macarena JB

    19 enero, 2015

    Muy bueno el post y hace reflexionar! 😉

    • Neus Virgili

      19 enero, 2015

      Gracias Macarena! El único límite que existe es el que nosatros queramos marcar, así que vamos a apuntar bien alto. Un besoooo!!!